11 de junio de 2011

Fotografías y observaciones bajas en CO2.



Pocas horas de luz y demasiadas ocupaciones, mala mezcla para la fotografía y la observación; pronto llegarán mejores días o ya se verá.
En cualquier caso, desde la ventana o asomándose a la puerta siempre hay algo que ver, así que hoy pongo fotografías y observaciones bajas en  CO2.
Por aquí continúa la pareja de Paloma torcaz Columba Palumbus, a primeras horas del día y al atardecer le meten un repaso a la pradera, también son visitantes frecuentes de la fuente; aun no se ha dejado ver ningún juvenil, otros años ya asomaban a finales de mayo. 

En una zona que no se siega y se deja crecer las plantas a su libre albedrío, hay un puñado de Allium vineale, siempre me han parecido muy fotogénicos.



Este año han aparecido tres espigas, es una zona donde siempre termina habiendo alguna sorpresa e igualmente es agradecida por la fauna.

 
Las últimas flores de la Salvia están muy demandadas por abejorros y abejas melíferas, en la fotografía la Apis mellifera. Al abuso de pesticidas y fertilizantes, ondas electromagnéticas de la telefonía móvil, avispón asiático, ahora hay que sumar el 'nosema ceranae' un parásito que también procede de Asia. En cualquier caso, siempre he dicho que no tiene por qué haber una sola causa y todas ellas tienen que ver con nuestro afán de consumir la naturaleza hasta la extinción.
 








Para terminar por hoy una fotografía de lavanda, me gustaría poder transmitir las sensaciones de este pequeño trozo de aromáticas, la mezcla de olores cuando aspiro profundamente cada mañana, como para coger fuerzas.

4 comentarios:

  1. Ya vendrán tiempos mejores, como bien dices, pero mientras tanto, tienes un tesoro al lado de casa para ir matando el mono...

    ResponderEliminar
  2. La verdad es que se puede aprovechar cada ratito, aunque llueva. Gracies Senén

    ResponderEliminar
  3. Preciosa foto de la abeja en la Salvia.
    La paulatina desaparición de la abeja acarreará también la lenta pero progresiva desaparición de muchas especies botánicas.
    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Y si no frenamos su regresión estaremos ante un futuro muy complicado, dependemos de la abeja más de lo que pensamos. Gracias Mingo

    ResponderEliminar