19 de enero de 2014

Chubascos y algún claro


Un paseo por la ría con chubascos y algún claro que se abría de cuando en cuando. No repito especies que están  en la entrada anterior.

He tenido la suerte de pillar entretenida a la Agachadiza común Gallinago gallinago, cuidaba su plumaje y tardó en percatarse de mi presencia.  Lo habitual es que salgan zumbando casi entre mis pies y yo me pregunte donde estaban.




Un buen grupo de Garcilla bueyera Bubulcus ibis, tiene como base las charcas que están al lado del campo de futbol,  desde ahí suelen desplazarse a las praderas cercanas para acompañar al ganado cuando pasta. Algunas ya presentan indicios de color ante en el píleo, la primavera ya se anuncia en muchas expresiones de la naturaleza.


Otra especie  que se ha convertido en habitual del lugar, la Avefría Europea Vanellus vanellus; algún ejemplar o todas si pasa un ave rapaz, suelen levantar el vuelo, momento que también se puede aprovechar para alguna fotografía diferente.




Bastante lejos se posó este Martín pescador Alcedo atthis, acoplé la cámara al telescopio; en este observatorio tiene dificultad añadida la altura de las ventanas, para el digiscoping con telescopio acodado y cámara réflex, casi necesito un taburete. Más altura del trípode supone mayor inestabilidad y en el observatorio si alguien se mueve, se nota mucho la vibración.

8 comentarios:

  1. Y yo que todavía no probé el observatorio...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No está nada mal para estos días lluviosos, le falta un poco de alero y hay que estar bien abrigado; más allá de algunas cosas del diseño está bien. Se ve mejor de lo que se veía, gracias a su altura y la zona se está poniendo muy interesante.

      Eliminar
    2. Requetebonitas todas. pasar frío tiene su compensación. Saludos

      Eliminar
    3. Además curte. Saludos y gracias

      Eliminar
  2. Unas fotos preciosas las que nos muestras hoy. Con esos reflejos en el agua quedan muy bien. Desde niño me han llamado la atención las Avefrías, y siempre me ha gustado esa ave, pues por esta época las había en gran número en el cortijo en el que me crié. Desgraciadamente, al menos por aquí, cada vez son más escasas
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un ave demasiado tiroteada, es realmente hermosa, las fotografías no le hacen justicia. Al menos en la ría están seguras. Saludos y gracias

      Eliminar
  3. Buenas Miguel, acabo de ver tus dos últimas entradas; el Rascón me ha encantado, pero lo que mas me ha llamado la atención es la foto del Ruiseñor bastardo. Nunca lo he visto y tuve que ir a la guía para encontrarlo. En la última de Luis Mario Arce, que me trajeron los Reyes Magos, he visto que ahora lo llaman Cetia ruiseñor (esto de los nombres es tremendo, estoy totalmente desactualizado). Esa foto es de las que prestan.
    Las de la agachadiza también me han gustado mucho.
    Un saludo y perdón por el rollo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahora que lo dices, tenía que haber puesto también lo de Cetia ruiseñor, la costumbre. En la ría se oyen con frecuencia, el día que identificas su voz, no la olvidas; es amigo de zonas húmedas y lo tenemos todo el año. Se deja ver poco y no se expone mucho tiempo.
      No es ningún rollo tu comentario, Gracias y un saludo.

      Eliminar