1 de septiembre de 2011

Visitas en el jardín


Dos pequeños alados que no he sido capaz de ver este año en mis salidas a la naturaleza, parece que se han puesto de acuerdo en restregarme semejante incompetencia y han decidido venir de visita al jardín.
Uno es el Papamoscas Gris Muscicapa striata, hace ya tres días que anda perchando en el nogal; cogerá fuerzas para continuar su periplo hacia el sur.
 
El otro, también de la familia Muscicapidae, ha llegado hace un par de días, es el Papamoscas Cerrojillo Ficedula hypoleuca, tengo la fortuna de que pare casi siempre algún ejemplar en sus pasos migratorios. En este caso la fotografía está tomada en el plato de barro que tienen las aves a su disposición con agua limpia.
Tanto uno como el otro se alimentan básicamente de insectos, aunque también lo pueden hacer de semillas y bayas si la situación lo requiere.

7 comentarios:

  1. Por aqui les decimos alicas......dan ambiente de paso postnupcial,aunque muchos caen en las ballestas con anderete......una pena!
    Saludos camperos

    ResponderEliminar
  2. Son visitas siempre oportunas angeles.
    Una pena campero, humanos... Saludos a los dos

    ResponderEliminar
  3. Este año se me van resistiendo los cerrojillos, todavía en blanco, si no fuera por estas fotos...

    ResponderEliminar
  4. Hola Senén, fuera de los pasos migratorios tampoco los he visto; esta semana además de los que paran por aquí los he visto en el área recreativa que hay en la Cordal de Peón. Saludos

    ResponderEliminar
  5. Menudo lujo!! Una pasada que te visiten tan ilustres viajeros.Si les das agua y alimento es normal que se queden en tu jardín como buen anfitrión.
    Los cerrojillos este año aún no los he visto.
    Un saluduuu.

    ResponderEliminar
  6. El jardín tiene que ser un lugar vivo que atraiga insectos, aves e incluso pequeños mamíferos. No me limito a poner comida o agua, es preferible si hay sitio y se puede, colocar especies de árboles y arbustos que sirvan de protección y alimento.
    Un saludu Xurde

    ResponderEliminar